Lavado: una vieja técnica que nunca hay que olvidar

El mal ponderado lavado a mano puede (en casos considerados necesarios) ser de vital ayuda a la hora de querer salvar una prenda poco ayudada por lavadoras automáticas. Nuestros ojos y manos nunca serán reemplazables y esto lo sabemos bien las tejedoras, amantes de los procesos largos y pacientes hasta para enhebrar la aguja al hilo. Y bien, si queremos llegar a “esa” mancha, debemos seguir los pasos que contaremos a continuación:

  1. Poner en un recipiente agua tibia.
  2. Echar detergente (en lo posible neutro) para lavar prendas delicadas.
  3. Poner en el recipiente la prenda de lana a lavar; lavarla con suavidad y sin movimientos bruscos.
  4. Cambiar el agua del lavado. Tirar la primera que hemos usado y aclarar hasta 3 veces la prenda en agua -tibia todavía-. Si cambiamos la temperatura se puede apelmazar la prenda.
  5. Luego del último refriegue se echa un poco de suavizante.
  6. Se pone la prenda junto al agua con suavizante y ya no seguimos refregando.
  7. La sacamos del agua y envolvemos en una toalla (evitamos el centrifugado).
  8. La extendemos en una toalla para que se seque (evitar secadora).
  9. ¿Se secó? Entonces no habrá problema en usarla.

Comments

  1. EUNICE

    6 mayo, 2014

    Compré la revista de número 69 e me llamó la atención me encanta la revista y siempre encontré cosas increíble y de verdad me encanta Punto & Moda.

  2. EUNICE

    6 mayo, 2014

    Una vez compré la revista e me llamó la atención la cantidad de cosas lindas y de verdad me encanta Punto & Moda.

Agrega un comentario

Puntoymoda

Copyright (c) 2014 Punto & Moda.
Todos los derechos reservados.
Síguenos en Facebook

Sobre Punto & moda

Punto&Moda es una revista dedicada al tejido manual a palillos, crochet y otras técnicas. Nuestro objetivo es mostrar a nuestras lectoras las tendencias en colorido, texturas y diseño en relación al tejido.

Esta técnica ha tenido un resurgimiento en la moda a nivel internacional; basta con mirar las colecciones europeas para ver que todos los diseñadores “top” incluyen prendas tejidas a mano en sus colecciones.